ARRIBA ESPAÑA Y QUE SE J...PUIGDEMONT!!!

ARRIBA ESPAÑA Y QUE SE J...PUIGDEMONT!!!
SEMPER IDEM

jueves, enero 21, 2016

¿AMORTIZADO RAJOY?

Instantánea del golpe de estado del 11 de septiembte de 1973 en Chile. El presidente marxista Salvador Allende –en la foto con casco- habia sido elegido sin mayoria absoluta e investido presidente gracias a la abstencion del partido de su predecesor (demócrata cristiano) Eduardo Frei bautizado por la TFP, el « Kerensky chileno » en un best-seller y unas campañas de denuncia por todo el subcontinente que fueron uno de los grandes logros de ese movimiento integrista hoy (prácticamente) desaparecido, por implosión a la muerte de su fundador, el profesor Plinio. La diferencia mayor no obstante con la situación (amenazante) por la que atravesamos los españoles las horas que corren es que Chile no contaba con el poder arbitral –y moderador y de salvaguarda del ordenamiento institucional- del que goza en España el monarca actual. El verdadero árbitro de la situacion es él y no Pablo Iglesias (en contra de lo dejan a entender los medios) ¿Sabrá tomar las decisiones que se imponen por vez primera en su reinado ? Es lo que se pregunta las horas que corren la prensa extranjera
¿Rajoy amortizado ? A creer a la opinión casi unánime de los medios (españoles) así es, así hay que asumirlo. Losantos, llevado de esa inquina personal que arrastra contra el presidente del gobierno, vende ya la piel del oso aun sin tenerla en mano en los medios de los que dispone, de una forma un tanto hipócrita además, erigiéndose como asi lo hace en una especie de calandra o profeta de calamidades para echarle las culpas de lo que va a ocurrir a Mariano Rajoy y augurándonos con la sonrisa en los labios (manda h… !)- la peor de las alternativas posibles, léase el gobierno de frente popular (y con separatistas)- que parecería que es lo que le tienta o lo que en el fondo le tira, como si se le viera el plumero (otra vez) de antiguo maoísta, lo que le permitió (eso y no otra cosa) llegar tan lejos en el periodismo político me refiero en la España de la Transición y de la democracia.

El País va incluso más lejos dando ya a Mariano Rajoy por dimitido (sic) haciendo así profetismo propiamente en vez de periodismo, de una manera un tanto escandalosa (sin precedentes conocidos en la prensa española en tiempos recientes) Está realmente amortizado, Mariano Rajoy ? Yo no estoy tan seguro. Aunque no dispongo de los elementos de los que disponen profesionales del análisis y de al prospectiva que se ganan la vida con ello y cobran por lo que escriben, y tal vez eso precisamente nos de la ventaja (comparativa) de poder analizar la situación de forma mas independiente que todos ellos y también de poder apostar más libremente que ellos (todos)

Sigo pensando que el arbitro supremo de la situación así lo prescribe la constitución además - lo sigue siendo el monarca, y no Pablo Iglesias (de Podemos) y por lo tanto se podría solamente decir que Rajoy esté amortizado (políticamente) y declararlo como tal y actuar (ya) en consonancia si el monarca lo juzga así y lo ve como tal. ¿Es el caso ? La duda se admite. El comentarista del diario « Público » (de izquierdas) dice que a Pedro Sánchez le salen las cuentas y que por eso sonríe, y así, nos dedica todo un largo artículo a tratar de probarlo maquina calculadora al canto como quien dice. Sus motivos tendrán, sus informaciones secretas o discretas que me diga. Con su pan se lo coman.
La situación, es verdad, recuerda un poco (mutatis mutandis) al ascenso de la Unidad Popular y la llegada al poder del presidente marxista Salvador Allende en Chile. Fueron la lista más votada en las elecciones presidenciales –sin mayoría absoluta pero solo lograron el poder gracias al abstencionismo de la democracia cristiana que se lo brindó graciosamente, lo que daría pie a las acusaciones de Kerensky que llovieron contra el anterior presidente demócrata cristiano Eduardo Frey, un antiguo falangista (chileno)

Eran otros tiempos no obstante, el concilio estaba todavía muy reciente y fue sobre todo en aquel continente (hispano) donde más estragos provocaría, con aquellos sueños de mesianismo (de izquierdas) que consiguió aventar en las naciones hispanas o ex hispanas (o luso/hispanas) de América, y en aquellos sectores sobre todo, donde la iglesia seguía guardando mayo poder en las conciencias, por obra y gracia nota bene de la herencia española.

La situación en la crisis política por la que atravesamos los españoles es en parte análoga –riesgo serio de la llegada al poder de un gobierno de frente popular (de izquierdas y de la extrema izquierda)- y sensiblemente diferente también a la que se presentaba en Chile en 1970, por la amenaza castrista que no encuentra hoy equivalente alguno ni en España ni en Europa, y porque los españoles afrontamos hoy en cambio una amenaza a la integridad territorial de la nación que brillaba en cambio en Chile por su ausencia.

Mariano Rajoy quiere morir matando, anuncia en grandes letras un titular de los medios en su edición de hoy sin apartarse de esta tónica anti-Rajoy dominante de darle ya por dimitido o amortizado- mientras analiza con lupa (como si se pusiese andar de pronto con pies de plomo) las últimas ofensivas parlamentarias del partido (aún) en el poder, en torno a la formación de grupos parlamentarios que habrán hecho perder cuatro escaños a Podemos que podrían resultar decisivos (…)

¿Gallego hasta el final Mariano Rajoy sorprendiendo a amigos y a enemigos? Cosas habría más improbables. Todos o casi todos le viene acusando las últimas horas de parsimonia, de pasividad, de dejar hacer. Genio y figura. Y quien sabe si al final se acabará saliendo con las suyas. Con dos bazas de su parte. El poder por un lado, que dicen que corrompe, pero suelen decirlo y lo dijeron siempre en la historia (más o menos reciente) los que no lo tienen.

Y es por el prestigio de un poder que el aún presidente del gobierno habrá ejercido (mal que bien) durante toda una legislatura que consiguió acabar –y agotar por entero- a pesar de todas las casandras y agoreros que venían viéndole desde hace ya años con los días contados. Pedro Jota Ramirez, por ejemplo. ¿Quién se acuerda ya de él?

Los muertos que vos matáis gozan de buena salud, rezan los clásicos, y el antiguo director del Mundo estuvo matando (políticamente) a Rajoy durante gran parte de la legislatura sin pausa ni descanso hasta que lo mataron (políticamente) a él. Un sobreviviente Mariano Rajoyn así hay que verle por poco ecuánime que se sea. Y tal vez –¿por qué no ?- acierte a sobrevivir también ahora.

Su segunda baza es la coyuntura económica y la necesidad imperiosa –ante los (felices) augurios de crecimiento sostenido de formación de urgencia de un gobierno en la Moncloa que tranquilice y levante la moral (si se puede hablar así) de los mercados, como lo proclama un reportaje –donde Rajoy aparece fotografiado- que acaba de publicar anteayer el diario belga francófono L’Express-le Vif de la familia L’Express)

Los referentes que los medios españoles evocan e invocan en apoyo de un gobierno de frente popular –el de Grecia y el de Portugal- no parecen encontrar mucho eco ni entusiasmo (lo menos que se puede decir) en la prensa extranjera –me refiero por cima de los Pirineos-, en sus análisis de la crisis política por la que atravesamos los españoles.

¿Se puede apostar pues por Mariano Rajoy, en la tesitura de tener que optar por él o por la alternativa de un cambio que nos llevaría (derechitos) camino del despeñadero ? ¡Sí, se puede ! A menos que el monarca reinante no lo haga imposible (lo que no podemos creernos) (continúa)

No hay comentarios: